Google+

Los dolores de oído son muy incómodos, la mayoría se deben a una infección o a la acumulación de líquido en el oído medio. También duelen los oídos cuando hay un catarro común, cera en el interior, obstrucción en el paso nasal, daño físico en el interior de la oreja o un aumento en la presión del aire. Los dolores de oído son más frecuentes en los niños que en los adultos.

Un simple dolor de oídos se puede atender en casa con curas naturales que puedes encontrar en tu cocina.

Cura natural para el dolor de oído

La mejor cura natural para el dolor de oído es:

1.- Aceite de oliva

Proporciona un alivio rápido al dolor de oídos porque sirve como lubricante y ayuda a eliminar la infección. También es útil para detener la sensación de zumbido dentro de los oídos. Pon 3 o 4 gotas de aceite de oliva tibio como si fueran gotas para los oídos en el canal auditivo.Tambien puedes mojar un poco de algodón en el aceite y ponerlo en la oreja. Con cuidado de no introducirlo mucho pues dañarías más el oído.

2.- Ajo

Gracias a sus propiedades antibióticas y analgésicas ayuda a reducir el dolor. Pon a calentar una cucharada de ajo picado en dos cucharadas de aceite de sésamo. Deja enfriar y filtra el aceite, pon dos gotas en el oído que te duele. Otra opción es poner el jugo de un diente de ajo en tu oído.

3.- Cebolla

Como tiene propiedades antisépticas y antibacterianas sirve para tratar el problema del dolor de oídos, solo extrae una cucharada de jugo de cebolla y calienta a fuego lento. Cuando esté tibio pon de 2 a 3 gotas en el oído afectado y repite esto dos veces al día. Otra opción es machacar la cebolla fresca y envolverla herméticamente en un trozo de tela limpio. Manten el paño sobre la oreja afectada por diez minutos y repite esto varias veces al día.

4.- Agua caliente

Aplicar calor puede funcionar para aliviar el dolor de oídos. Solo coloca una bolsa de agua calientes envuelta en una toalla sobre tu oreja, presiona suavemente y mantenla ahí unos minutos.

5.- Jengibre

El jengibre es un remedio excelente para muchos males porque tiene fuertes propiedades anti-inflamatorias y es un analgésico natural. Extrae el jugo de jengibre fresco y ponlo directamente en los oídos para aliviar el dolor y reducir la inflamación. También puedes mezclar una cucharadita de raíz de jengibre fresco rallado con dos cucharadas de aceite de oliva, calienta un poco y aplica unas gotas de esta mezcla en el oído lastimado.

6.- Menta

Tanto las hojas como el aceite se pueden usar para aliviar el dolor, solo pon el jugo de las hojas de menta fresca en el oído lastimado o usa un hisopo de algodón para aplicar unas gotas de aceite externamente alrededor de la oreja, cuidando que no se meta al oído.

Puedes comprar aceite esencial de menta en nuestra tienda en línea, hacemos envíos a todo México.

7.- Secador de pelo

Aplicar calor húmedo a través de un secador de pelo también es una cura natural para el dolor de oído. Después de ducharte seca tus oídos con un secador de pelo y no con la toalla. Ten cuidado de mantener el aparato lejos de tu oreja y ponlo a temperatura media. Deja que el aire caliente seque la humedad en el oído. Haz esto por dos o tres minutos.

Si no te sirve ninguna de esta cura natural para el dolor de oído debes consultar a un médico.

Vídeo

Si no hay perforación en la membrana del oído puede aplicar las gotas OIDO están disponibles en su tienda en línea y hacen envíos a todo México