Google+

El dolor de ciática se confunde con el dolor general de espalda, pero la ciática no se limita a la espalda pues uno de los nervios más largos y anchos del cuerpo humano. Se extiende desde la parte inferior de la espalda, a través de las nalgas y se ramifica por cada pierna hasta llegar a la planta de los pies.

Como el nervio ciático es responsable de regular el movimiento de varios músculos de los muslos y piernas cuando se inflama es muy debilitante.

El malestar puede variar desde una leve hinchazón hasta sensación de hormigueo y dolor insoportable que se siente como una descarga eléctrica.

El dolor puede variar en severidad y puede agravarse si se permanece sentado por largos periodos de tiempo.

La ciática es causada por una hernia de disco, crecimientos óseos en las vértebras, embarazo, estrechamiento del canal espinal, deslizamiento de vértebarras, lesiones y tumores.

Es un dolor más común entre los treinta y cuarenta años, sobre todo en personas con trabajos físicos extenuantes, que requieren una conducción extensa o que requieren de estar sentados por largos periodos.

Hay que acudir con un fisioterapeuta y puedes prevenir los periodos de dolor de las siguientes formas:

  • trata de mantener una postura erguida al pararte, caminar y sentarte.
  • ejercita los músculos centrales del abdomen y la zona lumbar.
  • si levantas objetos pesados usa una faja y doble las rodillas mientras mantienes la espalda recta.
  • usa muebles ergonómicos para apoyar muy bien la espalda.
  • deja de fumar
  • mantén un peso saludable
  • usa un colchón no muy blando ni muy duro para dormir.

Es necesario que veas al médico si:

  • los síntomas afectan a ambas piernas al mismo tiempo.
  • tienes un dolor intenso y repentino en la parte baja de la espalda o pierna.
  • el dolor sigue a una lesión violenta
  • tienes problemas para controlar la vejiga
  • hay hinchazón alrededor de la columna vertebral.
  • el dolor es insoportable y no te deja mover.

Remedios caseros para la ciática

1. Compresas

aplica una compresa fría o caliente durante 20 minutos en el área afectada, haz esto cada pocas horas hasta sentir alivio. La compresa fría reduce la hinchazón y adormece el dolor. La compresa caliente relaja los músculos que comprimen el nervio ciático.

2.- Masaje

Masajea el área afectada dos o tres veces al día.

3. Ejercicio

Un día o dos después de un brote de ciática puedes hacer ejercicio para recuperarte más fácilmente

Acuéstate boca arriba sobre una colchoneta con los pies rectos, dobla la rodilla llevándola hacia tu pecho mientras la parte superior de tu cuerpo está relajada. Pon las manos detrás del muslo y jala hacia tu pecho lo más que puedas, mantén la postura por 20 segundos y baja la pierna suavemente. Alterna las piernas y haz de 3 a 5 veces con ambas piernas.

4.- Cúrcuma

Agrega una cucharadita de cúrcuma a 1 taza de leche, hierve y endulza con miel. Puedes tomar esto dos veces al día.

5.- Crema de capsaicina

Ayuda a tratar el dolor, compra uan crema que contenga de .025 a .075 por ciento de capsaicina y aplica en el área afectada tres veces al día por una semana.

6.- Yoga

Los ejercicios de estiramiento y yoga ayudan a alargar la columna vertebral, reducen la rigidez, inflamación, dolor de espalda.

El yoga es muy bueno para mitigar el dolor y fortalecer el núcleo.

Además de usar estos remedios puedes:

  • Hacer ejercicios de estiramiento de espalda baja
  • hacer ejercicio regularmente
  • evitar fumar
  • tomar suplementos vitamínicos
  • tomar algún analgésico de venta libre.

Consulta a tu médico pues en casos extremos se puede hacer una operación para el dolor ciático aunque lo normal es que el dolor se quite en un lapso de 6 a 8 semanas.

😍 Los aceites que uso y recomiendo para los remedios naturales son de Young Living y puedes comprarlos en 👉nuestra tienda en línea, hacemos envíos a todo México.