Google+

Los piquetes de pulgas son dolorosos, se ven como protuberancias rojas y aparecen en grupos de tres o cuatro en línea recta. Normalmente están en los tobillos o piernas.

Puedes ver este vídeo sobre remedios caseros para quitar pulgas en mascotas y aplicar los siguientes remedios para tratar rápidamente las picaduras tanto en mascotas como en humanos.

Remedios caseros para picaduras de pulgas en mascotas y humanos

Remedios caseros para picaduras de pulgas

1.- Compresas frías

Aplica una compresa fría para detener la picazón y el dolor por picaduras de pulgas.

El frío adormece las teminaciones nerviosas y esto calma la sensación de picazón, también reduce la hinchazón.

Limpia la picadura con agua tibia y jabón, pon unos cubitos de hielo en una toalla delgada, coloca sobre el área afectada por 3 minutos, retira por dos minutos y vuelve a aplicar hasta que se calme la comezón.

2.- Bicarbonato de sodio

Es un neutralizador de ácido natural así que proporciona un alivio instantáneo de la picazón. Reduce la hinchazón y la inflamación y el riesgo de infecciones.

Mezcla 1 cucharadita de bicarbonato de sodio con un poco de agua y aplica la pasta delgada sobre la picadura de pulga. Deja por 10 minutos, enjuaga con agua fría.

En gatos y perros puedes poner la pasta por 5 minutos y después enjuagar con agua fría. Si tu mascota tiene muchas picaduras puedes mezclar una taza de bicarbonato en un balde con agua y usar esta agua para bañarla. No apliques bicarbonato si la piel tiene heridas abiertas.

3.- Vinagre de manzana

Ayuda a reducir la inflamación y calma la picazón en el área afectada, también previene infecciones.

Sumerge una bola de algodón en vinagre de manzana y coloca sobre el área afectada por cinco minutos.

Para las mascotas mezcla cantidades iguales de vinagre de manzana y agua en una botella con atomizador y rocía la solución sobre las áreas afectadas. Pero ten cuidado de no rociar sobre ojos, nariz y oídos de tu mascota, puedes aplicarlo tres veces al día.

Usa esa solución para rociar sobre las áreas infestadas de pulgas.

4.- Aloe Vera

Calma la piel de humanos y mascotas gracias a sus compuestos activos que contienen propiedades antisépticas y antiinflamatorias que ayudan a aliviar la picazón y la hinchazón.

Extrae el gel de aloe vera y frota sobre la piel afectada, deja por 15 minutos y enjuaga con agua tibia. Puedes aplicar esto dos o tres veces al día tanto en humanos como en mascotas.

5.- Hamamelis

Es un astringente efectivo que puedes usar para tratar las picaduras de pulgas, también calma la picazón, la inflamación y el enrojecimiento.

Los perros y gatos también pueden tratarse con hamamelis.

Remoja una bola de algodón en hamamelis y coloca en el área afectada por 10 minutos. Repite según sea necesario.

Para las mascotas puedes usar una botella con atomizador para rociar el hamamelis sobre la piel lastimada.

6.- Sal de epsom

Tanto los humanos como las mascotas pueden disfrutar de un baño con sal de epsom para reducir la inflamación y la irritación causada por picaduras de pulgas.

Para perros y gatos puedes disolver 4 cucharadas de sal de epsom en un galón con agua tibia y bañar a tu mascota con esto una vez por semana. Tu mascota no debe tomar esta agua porque le puede causar diarrea.

Para los humanos disuelve una taza de sal de epsom en una bañera llena de agua tibia. Sumérgete por 15 minutos una vez por semana.

7.- Avena

Muele avena hasta tener un polvo fino, prepara una pasta con cantidades iguales de avena molida, yogur natural y un poco de miel. Aplica en el área afectada y deja por 30 minutos. Haz esto diariamente hasta notar mejorías.

Para las mascotas pon una taza de avena molida en una tina de agua tibia y baña a tu perro o gato en la solución, deja que la piel penetre en el pelaje por 15 minutos, enjuaga con agua fría.

8.- Limón

Puede usarse en mascotas, humanos y para controlar las áreas infestadas por pulgas.

El limón ayuda a secar las erupciones causadas por picaduras de pulgas, calma la picazón y reduce el enrojecimiento y la hinchazón.

Sumerge una bola de algodón en el jugo de un limón y frota en las áreas afectadas. Haz esto varias veces al día.

9.- Té verde

Mejora la condición de la piel, alivia la picazón, reduce la hinchazón y ayuda a que la piel se cure más rápido.

Prepara unas tazas de té verde y deja que se enfríe, usa el té para lavar las picaduras tanto en perros, gatos y humanos. También puedes usar bolsas de té directamente sobre las picaduras, pon las bolsas de té usadas en el refrigerador por 30 minutos y aplica sobre el área afectada por unos minutos. También puedes usar té de manzanilla, lavanda, negro o de consuelda.

Hay que limpiar la casa a fondo para controlar la plaga de pulgas, bañar a tu mascota y evitar rascarse la piel.